A pesar de las campañas implementadas por los organismos de tránsito, no todos los conductores hacen su deber en cuanto a la adquisición de un seguro. De allí que surjan diversas promociones en SOAT, para motivar a los ciudadanos a comprarlo.

Debido a los altos índices de siniestralidad vial, el seguro obligatorio del automóvil garantiza que  las personas afectadas en un accidente de tráfico  que cause un tercero reciban la atención médica y jurídica necesaria para reparar el daño causado.

¿Qué es el SOAT?

El SOAT es el seguro obligatorio del automóvil que ampara tanto al propietario como al conductor de vehículo, en el caso de lesiones o daños que causen a un tercero. El SOAT garantiza la atención médica, gastos funerarios e incluso asesoría legal a las personas afectadas en un siniestro.

Este seguro fue creado con la finalidad de concientizar a todos los ciudadanos de la necesidad de respetar las señales de tránsito y de asumir una postura prudente y cuidadosa al momento de tomar el volante. Sin embargo, hoy por hoy existe una alta evasión que llega a un 45%.

Según algunas proyecciones de los casi 15.000.000 de vehículos registrados, 6.996.000 no cuentan con el SOAT, lo que indica si estas personas ocasionan un accidente con víctimas heridas o fatales, el sistema debe hacerse cargo de los gastos.

Independientemente de la causa del accidente, el seguro está en la obligación de atender a las víctimas sin que intervenga la autoridad ni se realice alguna investigación con respecto a la autoría del evento.

Importancia del SOAT

Los esfuerzos de los organismos de tránsito para garantizar la seguridad y atención de los ciudadanos se ven materializados en gran parte a través del SOAT. Los accidentes de tránsito es uno de los peligros a los que nos enfrentamos diariamente tanto conductores como peatones, de allí la importancia de tener un seguro vehicular.

Según los expertos, el Sistema Obligatorio de Accidentes de Tránsito no debe verse como un gasto sino más bien como una inversión, ya que evitaría el desembolso de dinero cuando sucede algún imprevisto. Es por eso que este seguro debería convertirse en una prioridad para los conductores.

A pesar de estos argumentos, aún hay conductores que se resisten a la adquisición de un seguro, a pesar de que es una obligación establecida por la ley, porque lo consideran un desperdicio de dinero. Sin embargo hacer caso omiso de dicha obligación es una irresponsabilidad y al final puede salir más caro.

Hoy en día existen promociones en SOAT a fin de fomentar en los ciudadanos la cultura del seguro vehicular a fin de que el propietario y/o conductor del vehículo se haga responsable de los gastos médicos e indemnizaciones en caso de un accidente.

El SOAT, trabaja para garantizar los gastos que resultan de los accidentes viales donde haya muertos o heridos. En caso de que el conductor no cuente con el seguro obligatorio o se dé a la fuga, la Administradora de Recursos al Sistema General de Seguridad Social en Salud (ADRES) cubre el costo total establecido.

Estos recursos son obtenidos a través de el aporte que transfieren las compañías de seguro a la ADRES. De cada $100 cancelados por un ciudadano, $42 son depositados en ADRES. Así es como $9,3 son destinados a cubrir los gastos de salud de afectados por golpe y fuga o por no asegurados y el resto $32,7 son para utilizarlos en el sistema general de salud.

¿Quiénes deben comprar el SOAT?

Todo propietario de vehículo automotor que circule a nivel nacional, incluyendo aquellos extranjeros que estén de paso por el territorio colombiano. Es importante señalar que no contar con el SOAT es motivo de sanción la cual se estable en 30 salarios mínimos (SMDLV), según lo establecido en el Reglamento Nacional de Tránsito.

¿Quiénes son amparados por el SOAT?

 En caso de un accidente vial. Las personas que están cubiertas por el SOAT son:

  • Conductor
  • Ocupantes
  • Pasajeros (en caso de transporte público)
  • Peatones

¿Qué ampara  el SOAT?

Los aspectos que son considerados para ser amparados por el SOAT luego de un accidente de tráfico son:

  • Atención primaria de urgencias
  • Hospitalización.
  • Material médico quirúrgico, como prótesis, ortesis y osteosíntesis.
  • Medicamentos
  • Procedimientos quirúrgicos.
  • Diagnóstico.
  • Rehabilitación

Descuentos del SOAT en 2020

De acuerdo a la última revisión anual efectuada por la Superintendencia Financiera de Colombia (SFC),  la tarifa máxima del seguro obligatorio para el año 2020, de acuerdo al salario mínimo vigente, se redujo en un 4,89%.

Esta revisión se hace tomando la información periódica suministrada por las compañías aseguradoras. A su vez estos datos fueron validados con los sistemas de reportes en base a lo que está estipulado por leyes y reglamentos.

De acuerdo a los resultados la  revisión en la cual se evalúan la frecuencia y siniestralidad de los vehículos, se determinó que las tasas con relación a las de 2019 bajaron en un 4,89% por lo que los vehículos familiares deben cancelar entre $320.750 y  $540.650, en el caso de las motos estará entre  $174.000  y  $545.000.

Los montos que han sido definidos por la ley y las coberturas no se ven alterados ni afectados por la reducción en la tarifa del SOAT.

El SOAT digital

A partir del año 2019, los organismos de Transporte implementaron la modalidad de adquisición del SOAT en formato electrónico. Esta nueva modalidad espera disminuir la evasión y el fraude que existe con el SOAT, así como hacer mucho más eficiente los procesos administrativos  de las aseguradoras e Instituciones prestadoras de servicio de salud.

Con esta póliza digital las aseguradoras podrán implementar más promociones en SOAT, ya que pueden garantizar la autenticidad y fiabilidad del documento y evitar los fraudes. El certificado es entregado al tomador del seguro a través del correo electrónico y podrá guardarlo en cualquier dispositivo electrónico. 

Este documento tiene ciertas características de seguridad y es generada a partir de los datos registrados en el RUNT. Es expedido con la firma electrónica autorizada de la aseguradora e incluye un código QR  con información cifrada tanto del vehículo como del seguro.